| Edición Nº3053

Buenos Aires, Argentina


Denuncian otro caso de mala praxis en el Hospital de Quilmes

El pasado domingo 13 de mayo cerca de las 5:30 a.m. una bebé recién nacida, perdió la vida por presunta mala praxis.


El hecho ocurrió en el Hospital Municipal de Quilmes "Isidoro Iriarte". No es la primera vez que sucede, pero está vez, el suceso tiene un accionar insólito de los empleados del nosocomio. Trasladaron a la bebé recién fallecida a la morgue municipal, sin autorización de los padres: Carla Ivana Lencinas y Martín Nicolás González, no fueron notificados al momento de la derivación. Tampoco firmaron, ni autorizaron, el traslado.

La paciente: Carla Ivana Lencinas ingresó a las 8 del día sábado. El nacimiento fue a las 20 aproximadamente. La madre estuvo varias horas sin reaccionar, producto de una anestesia presuntamente mal colocada. La anestesia para estos casos es local, pero a la paciente le dieron anestesia total, explicaron.

Fue tan alta la dosis que corrió riesgo su vida. Al momento del parto ocurrió otra inegligencia: Cuando comenzaron los trabajos de parto normal, no pudieron sacar a la bebé. También se utilizó force, no fue correcto su uso. Quedó atorada en el canal de parto, durante dos minutos aproximadamente, dejando sin aire al bebé.

¿Cuál fue su solución? Volver a ingresar a la bebé y hacerle una cesárea. Nació sin respirar, y tuvieron que colocarle sonda y oxígeno. Lograron establecerla momentáneamente, pero tres paros cardíacos, dejaron sin vida a la bebé que se llamaba: Eluney Morena.

La madre de la fallecida, tenía fecha de parto el día 4 de mayo. Concurrió en varias ocasiones al Hospital, la hicieron regresar porque: "no tenía la dilatación suficiente".

Desde el entorno de la familia buscan una sanción a los que causaron este final evitable.